miércoles, 30 de abril de 2008

Apadrina un posdoc


Si estás interesado en cómo y dónde apadrinar uno de esos interesantes personajes que se hacen llamar a sí mismo "posdoctoral", sin saber decir exactamente si es becario o trabajador, pincha aquí.

6 comentarios:

lycophon dijo...

Si me apadrina Marlon Brando me conformo :-)

Bon Bonobo dijo...

Marlon Brando, Daniel Day Lewis... vaya lycophon, no tiras nada bajo... A éstos si les doy el visto bueno, pero vamos a tener un problema si te encaprichas con alguien como Tom Cruise o Antonio Banderas y me dices que lo has entrevisto en alguna de mis entradas. Un saludo!!

lycophon dijo...

No te preocupes, hombre, que yo sólo hablo de mitos, sobre todo cuando ya están criando malvas como el Brando. La verdad es que ya lo dice mi lema lycophon :
« Si tus manos obtienen la planta, tú hallarás nueva vida »

Muy bien tu post pero no he entendido muy bien cómo funciona esto de apadrinar doctores. Este tema me interesa...

Bon Bonobo dijo...

Lo de apadrinar a un posdoc tiene su componente retórico por parte de la asociación precarios.org, pero no tanto, porque de hecho los 24 investigadores que han demandado al ministerio deben pagar en torno a 10000 €. La legislación europea obliga a contratar a los investigadores posdoctorales y a que no se les considere como becarios. En España, los investigadores pre-doctorales son contratados desde el momento en que acaban el master, y antes de presentar la tesis. Sin embargo, al ser doctor y solicitar una estancia posdoctoral, éste se encuentra con que vuelve a convertirse en becario. Lo de que te den una beca suena a "toda una suerte", pero lo cierto es que no tiene mucho sentido negarle los derechos laborales básicos a alguien que se los merece tanto como un jornalero del campo.
En el discurso político a alguno se le llena la boca hablando de la I+D+i como la verdadera apuesta de este país, mientras que a los doctores no-funcionarios (que publican casi la mitad de lo que sale en revistas internacionales) no tienen ni derecho a paro. Habrá que volver a emigrar...

lycophon dijo...

Es verdad que en España se ha afincado esa estúpida idea de que ser becario es tener la vida resuelta, es decir, 4 años con un sueldito decente y luego, Dios dirá. En mis tiempos, creo que un Doctorando del ministerio no era considerado en absoluto un cotizador, porque los becarios no cotizan. Dentro de lo que cabe, la situación podría pintarse peor. En otros países, como en Francia, donde no hay ninguna beca de Doctorado, para hacer una tesis hay que ser trabajar, de modo que años de investigación=años cotizados. No sé si tendrá repercusiones en la calidad de la investigación. Yo, desde luego, pienso que en España están saliendo tesis muy mediocres en ciertas áreas. Falta motivación, infraestructuras, dinero… ??
En cuanto a lo de emigrar, ya opté por eso hace 8 años.

Bon Bonobo dijo...

Actualmente el becario del ministerio pasa a ser contratado desde el momento en que lee el trabajo de master, aproximadamente 2 años antes de presentar el doctorado. Pero hay aún muchas modalidades de becas que no reconocen estos derechos laborales. Actualmente la política del ministerio en relación con los jóvenes investigadores tan sólo fomenta emigrar. El caso de Francia que cuentas es ilustrativo en ese sentido.